noviembre 2017
L M X J V S D
« abr    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

También en La Palma, ¡Ni una cama más!

La Voz

Los turistas han descendido en los últimos seis años

La Iniciativa Legislativa Popular “¡Ni una cama más!” promovida por la Federación Ecologista Canaria Ben Magec está teniendo una buena acogida en La Palma, donde ya ha recabado más de dos mil adhesiones apenas cumplido el primer mes de campaña. Este dato nos satisface, pero no nos sorprende, ya que al tradicional rechazo que la sociedad palmera tiene hacia la masificación turística, se le ha unido la sensibilidad generada por una crisis del sector turístico que se profundiza año tras año.


La oferta turística de La Palma es de unas 12.000 camas, a las que hay que sumar unas 1.500 camas no regladas (sin licencia). Aunque pueda parecer una oferta limitada, lo cierto es que la ocupación media disminuye año a año, especialmente tras la apertura de un macro-hotel en Fuencaliente. Durante el año 2006 la ocupación fue del 50%. Muchos alojamientos, hoteles así como apartamentos y casas rurales, están prácticamente vacíos gran parte del año. En términos absolutos, la cantidad de turistas llegados a La Palma ha descendido en los últimos seis años.

Existen dos principales causas de esta situación. Por una parte, la crisis de Canarias como destino turístico se deja sentir más profundamente en La Palma, ya que deja de recibir el remanente de la demanda turística de otras islas, que tampoco logran llenar sus alojamientos. Por otra parte, La Palma, no pudiendo competir con destinos de sol y playa, se ha pretendido orientar hacia el turista amante de naturaleza, sin que las administraciones públicas ni el sector privado, hayan hecho el esfuerzo de cuidar tal imagen.

Por mucho que se promocione La Palma como Reserva de la Biosfera, su atractivo natural retrocede año tras año. Los núcleos turísticos son ciudades mal estructuradas, sin zonas verdes, sin parques infantiles, orientadas para el uso del automóvil y no para el paseo. La oferta de alojamientos es, en su mayor parte, obsoleta y, al igual que las infraestructuras públicas, carecen de suficiente mantenimiento y adaptación a una pretendida cualidad natural. Con este panorama no es extraño que este tipo de turista frustre en La Palma sus expectativas y prefiera otros destinos.

Mientras, el Cabildo ha elaborado un Plan Territorial de uso Turístico que tiene como objetivo aumentar la cantidad de camas turísticas hasta llegar a un límite de 25.500 en el año 2020, lo que duplicaría la oferta en 12 años. El Plan tiene previsto, además, la construcción de 4 campos de golf y 5 puertos deportivos para diversificar la oferta de ocio en la isla, con la esperanza de atraer más turistas.

Este plan, largamente esperado por el sector turístico, al que se le ha vendido como la solución, no haría otra cosa que profundizar aun más sus problemas estructurales y las causas de la crisis. La Palma, con seis nuevos núcleos turísticos, con nuevos hoteles sobre suelo rústico, con campos de golf invadiendo los mejores paisajes de la isla y puertos deportivos, tendría que ponerse a la cola de las preferencias de ese tipo de turismo en Canarias y otros destinos con semejante oferta, lo que la haría aun más sensible a las crisis. Al mismo tiempo dejaría de tener la imagen diferenciada de destino turístico de Naturaleza, con lo cual se perdería ese segmento de demanda.

Además para recibir a la cantidad de turistas prevista en el Plan Turístico ya se piensa en realizar infraestructuras que transformarían la isla. Las desmesuradas obras de ampliación de la terminal del aeropuerto responden a tales previsiones, así como la autopista que cruzaría La Palma de Este a Oeste.

Por todo ello, la iniciativa legislativa popular “¡Ni una cama más!”, es en La Palma más necesaria que nunca, y tan indispensable como en el resto de Canarias. Debemos reorientar los esfuerzos de los sectores del turismo y la construcción en reestructurar, rehabilitar, mejorar todo lo posible la oferta existente, tanto los alojamientos como las infraestructuras que le acompañan y, mientras tanto, limitar la creación de nueva oferta alojativa a casas de turismo rural y pequeños hoteles en los cascos urbanos. De esta forma, la riqueza generada por la construcción y el turismo quedará mejor distribuida y, en buena medida, en manos palmeras.

más información:

  • email: lapalma@benmagec.org
  • móvil: 652853781 (Pablo)

La Centinela
Ecologistas en Acción

Comments are closed.